¿Puedes aumentar tu nivel de felicidad siendo más agradecido?

agradecido

¿Te sientes agradecido o enfadado con el mundo?

Siempre escuché a mi padre decir: ‘Es de bien nacido, ser agradecido’, pero lo cierto es que el significado de este dicho va más allá de la buena costumbre de ser educado. Se ha comprobado que ser agradecido, no solo con los demás sino con tu propia vida y las cosas buenas que te pasan, puede ser determinante en tu bienestar personal, en el grado de satisfacción de las relaciones que cultivas y en definitiva, en lo feliz que te sientes.

Lo que en su día fue una percepción, se convierte en prueba irrefutable cuando alguien estudia metódicamente el impacto de ciertos comportamientos. Los resultados a menudo nos ayudan a avanzar en el entendimiento de nuestra propia condición como seres humanos.

Este es el caso de Robert Emmons, un profesor de psicología de la universidad de California que quiso descubrir qué beneficios generaba la gratitud en las personas. Sus estudios reportan como aquellos que adoptan como actitud vital continua el ser y estar agradecidos, experimentan numerosos beneficios para su salud. Resalta cuatro puntos que nos resultaron bastante interesantes y queremos compartirles.

Ser y estar agradecidos…

  • Nos permite celebrar el presente una y otra vez. Nuestras emociones positivas demandan constante cambio. Algo nuevo y que nos emociona, por ejemplo poder comprarnos un nuevo coche, pronto se vuelve algo ‘normal’. Estar agradecidos muestra el valor de algo y lo renueva. Nos hace interactuar más con los valores positivos de las cosas más a menudo, magnificando las experiencias positivas.
  • Bloquea las emociones negativas. Especialmente la envida, el resentimiento, el arrepentimiento y la depresión. Es muy sencillo, no puedes tener envida si estás agradecido por lo que tienes. No puedes estar resentido con lo que otros poseen y tú no, si te sientes agradecido por lo que tú tienes.
  • Reduce el efecto de situaciones traumáticas. Ante situaciones de sufrimiento, dolor, trauma, adversidad… las personas que practican la gratitud, se recuperan antes.
  • Fortalece los lazos sociales y mejora tu autoestima. Cuando estás agradecido a otros, es porque otros miran por ti, están ahí si los necesitas. Cuando eres más consciente de que cuentas con estar red de personas en las que tienes un apoyo en lugar de dar por sentado que tengan que estar ahí, comienzas a darte cuenta de que cuentas con lazos sociales fuertes y que eres alguien que merece la pena, dado que otros están ahí para ti.

Estas no son más que algunos de los efectos positivos. En sus estudios Lisa Aspinwall, también profesora de psicología de la universidad de Utah, añade algunas más como que se ha comprobado que la gente agradecida, cuenta con sistemas inmunológicos más fuertes, tiene una visión más optimista del futuro, se alimenta mejor y suele hacer más ejercicio, se compromete más en generar hábitos que protegen su salud… con los consiguientes resultados positivos en su bienestar general.

Pero me pregunto, ¿cómo llegan a cambiar el punto de vista las personas que parecen vivir en permanente estado de amargura e insatisfacción?

Aquí algunas sugerencias:

  • Utiliza un diario: un ejercicio simple pero que da muy buenos resultados es tomarte el tiempo para escribir al final del día las cosas por las que te sientes agradecid@.
  • Elige dónde mirar. Sé consciente que tu manera de ser no es así porque sí, y no hay nada que puedas hacer. Tú eliges donde mirar. La actitud es una elección y un hábito que puede practicarse.
  • Pregúntate qué puedes aprender de ciertas situaciones. Cuando no veas más que cosas malas en el camino, a veces es imposible no lamentarse, no sufrir… Sin embargo es posible que aunque te parezca que todo es negro, puedas sacar algo bueno si te preguntas qué es lo que de esa situación puedes aprender. A menudo si nos preguntamos esto, sacamos conclusiones que nos ayudan tomar fuerza para seguir adelante por difícil que parezca.
  • Recuerda que los pensamientos crean tu realidad. Si crees que algo es terrible, tu cabeza va a tratar de buscar razones que reafirmen tus creencias. Si eres consciente de que esto es así, quizás una vez más puedas elegir y modificar un poco lo que crees que es la realidad, tratando de integrar en tu día a día pensamientos más positivos y buscar razones para fortalecer estos, en lugar de lo contrario.

¿Quizás estás dando por sentadas muchas cosas y deberías agradecer más aquello que tienes? Ponlo en práctica y comprueba si es verdad que ser y estar agradecido, mejora tu bienestar personal. ¿Lo crees así o incluso es una práctica que ya has incorporado a tu día a día?

Este es un contenido Copyleft (ↄ). Puedes reproducir este y cualquier otro contenido de nuestro blog y compartirlo en diferentes soportes (online, papel, etc.) siempre y cuando cites la fuente, con el enlace a la página principal del propio blog de Idealistas.

Tags: , , , ,





Comentarios (1)


  1. ricky escribió:
    11 August, 2015 a las 7:19 am

    Se ha demostrado que cuando te vas a la mierda con boleto de ida no hace falta que vuelvas 😉


Add Your Comment

¿Quieres ver tu foto en los comentarios?Haz clic aquí para actualizar tu foto en Gravatar.